sábado, 17 de diciembre de 2011

ESPECTACULAR CHOQUE ENTRE TRES CAMIONES EN LA AUTOPISTA A CÓRDOBA


La autopista Rosario-Córdoba fue ayer escenario de un espectacular choque entre tres camiones que dejó como saldo un chofer de 37 años muerto y otro con lesiones. Fue en el kilómetro 360 de la traza, a la altura de aquella ciudad. Las unidades, que circulaban en igual sentido (hacia Rosario), bloquearon la autopista, que quedó interrumpida al tránsito hasta el mediodía de ayer.
La víctima fatal, que falleció en el acto, fue identificada como David Osvaldo Miranda, con domicilio en General Cabrera, provincia de Córdoba. El camionero iba al mando de un camión semirremolque Ford Cargo, dominio EXY 992, cargado con aceite comestible.

El choque se produjo cuando un camión con acoplado, Scania 112, dominio UTN 510, cargado con expeler, fue embestido en la parte trasera por otro, un Fiat Iveco, chapa KAC 899, cargado de piezas de metal, y a su vez esta última unidad fue chocada por el Ford Cargo, dominio EXY 992, cargado con aceite comestible, en cuyo interior viajaba Miranda.

El último impacto fue letal para el chofer, debido a que quedó atrapado en la cabina. El médico de policía Juan Carlos Midauar dijo que a causa de los fuertes golpes recibidos en la cabeza y en el tórax "el fallecimiento fue inmediato".


Por su parte, el chofer del Fiat Iveco, Daniel Castro (vecino de Unquillo, Córdoba), resultó con lesiones en el hombro izquierdo, las que fueron calificadas de "leves" por los profesionales que lo revisaron.

Peritos de la Comisaría 2ª de la Unidad Regional X de policía hicieron notar que en el lugar "no se observaron huellas de frenadas", por lo que estiman que los dos últimos choferes se distrajeron o bien viajaban dormidos.

El jefe de Defensa Civil de Cañada de Gómez, Héctor Van Valssenhoff, contó que los bomberos trabajaron durante cinco horas para sacar a la víctima fatal del habitáculo donde estaba. El carril sur fue liberado pasado el mediodía.

El trabajo fue complementado con personal de la Agencia Nacional de Seguridad Vial, de Gendarmería Nacional apostado en la estación de peaje Río Carcarañá, y agentes de la policía provincial.

Van Valssenhoff explicó que la segunda unidad impactada terminó cerca del alambrado del campo, y el último camión (que transportaba aceite comestible) quedó ocupando parte de la carpeta y parte de la banquina. Hubo que sacar la cabina para que los rescatistas pudieran trabajar.

"Hay mucha velocidad e imprudencia. Pensábamos que la autopista iba a evitar los accidentes, pero nos encontramos que los choques que ocurren dejan saldos trágicos por la velocidad que desarrollan", dijo el jefe del citado organismo.

La mecánica.
Un testimonio esclarecedor fue el que ofreció el camionero Carlos Turineto, chofer de la primera unidad colisionada. Dijo que tras tomar la autopista, a través del acceso de calle Pringles, en Cañada de Gómez, fue embestido en la parte trasera del acoplado.

El hecho ocurrió a unos 700 metros del nudo intercambiador. Turineto dijo que viajaba a 65 kilómetros cuando sintió un impacto en la parte trasera, y que luego de recibir el golpe estacionó a unos 200 metros para ver qué había sucedido.

"Me asusté porque el camión que me chocó quedó en el medio del carril y no se movía. Cuando me estaba acercando fue impactado de manera violenta por otro camión. Después pararon otros vehículos para intentar ayudar en la tragedia", contó el transportista.

Dijo además que iba a transitar unos pocos kilómetros (hasta la ruta 91) para tomar por esa vía hacia Totoras y llevar la mercadería que transportaba (expeler) hasta una planta de la ciudad de Rafaela.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada